El Reiki

Mujer practicando Reiki

El Reiki, Las medicinas y las terapias alternativas han evolucionado con fuerza en los últimos años en nuestra cultura occidental que busca respuestas a la superación del mal de las enfermedades crónicas.

Desde oriente nos ha llegado el reiki. En la medicina occidental las «bioenergías», el aura, o los chakras oficialmente no existen. Sin embargo, Jesús sanaba la enfermedad y el pecado con sus manos. La contradicción está servida.

Orígenes

Reiki es una palabra japonesa que se traduce como La Energía Universal Vital.

La integran dos vocablos Rei que significa Universal, y Ki se interpreta como La Fuerza Vital la energía de la vida propia a todos los seres vivos. Nació de la mano de un monje cristiano japonés Mikao Usui, a principios del siglo XX, quien tras ser interrogado por sus acólitos sobre cómo Jesucristo podía obrar milagros con sus manos, al no saber dar explicación, este interrogante dejó en su interior una duda y profunda huella.

El Padre del Reiki

Mikao Usui, quien fuera más tarde el padre de esta terapia, buscó la respuesta a la sanación por imposición de manos en la teología cristina, y en el estudio comparado de las religiones, sin éxito. Hasta que, profundizando en el budismo y sus textos antiguos, los Sutras, encontró referencias relacionadas con la canalización de la energía cósmica a través de las manos.

La información en los textos sagrados no era demasiado abundante y Usui optó por seguir con su búsqueda valiéndose de sistemas espirituales. Subió a una montaña y meditó y ayunó durante 21 días, hasta que según cuentan los herederos de su filosofía, un rayo de luz le dejó inconsciente y le reveló los secretos espirituales de esta práctica.

Desarrolló la capacidad de canalizar la energía vital de la naturaleza a través de su cuerpo para sanar a otras personas. Utilizó esta técnica por muchos pueblos que visitó en Japón, según cuentan con éxito, y sus herederos espirituales han extendido este sistema curativo por el resto del mundo.

Esta filosofía enseña a canalizar la energía del Universo a través de los chakras con la finalidad de proyectarla a seres vivos enfermos para equilibrar sus cuerpos, así como aura, mente, y espíritu, y con ello devolverles la salud.

Terapia alternativa

En el Reiki, a diferencia de otros métodos de terapia por imposición de manos, la persona que canaliza la energía no utiliza “supuestamente” su propia fuerza vital para sanar sino la energía del cosmos, de la naturaleza, de modo que quienes lo practican aseguran que el ejercicio de la curación por este método también sirve para renovar las propias energías áuricas de quien aplica la técnica, y con ello este sistema favorece a la vez tanto al paciente como al terapeuta.

Reiki

La terapia con Reiki trata la enfermedad de un modo holístico. Aquellos que siguen esta filosofía de curación natural afirman que el Reiki, la energía Universal que canalizan, equilibra el aura, el cuerpo, la mente, el espíritu y las emociones, contribuyendo así el Reiki a la armonía integral del organismo en todos sus niveles.

El efecto de esta terapia se interpreta que opera a nivel profundo ya que no se limita a tratar la patología, sino que fomenta la recuperación del equilibrio del bienestar del organismo impulsando –según los seguidores del Reiki- un cambio interior que favorece la salud a todos los niveles.

Formas de practicarlo

El Reiki se puede practicar de distintas maneras. Lo habitual es que una persona, el terapeuta, haga la función de canalizar la energía y la proyecte sobre un paciente, a un enfermo, al objeto de favorecer su salud a lo largo de distintas sesiones.

Aunque también existen otras formas de aplicar Reiki, ya que este puede ser auto inducido para que favorezca la autosanación, o también otro de los usos habituales del Reiki es la sanación a distancia.

Conclusión

El Reiki constituye para sus seguidores una filosofía de vida, un método de crecimiento personal en el que el Reiki es considerado una puerta al amor Universal. La supuesta energía Universal que se canaliza con esta terapia no ha sido reconocida por el mundo científico, sin embargo, si ha sido reconocido por la OMS (Organización Mundial de la Salud).

Reiki en el Hospital de Terrassa

Video extraído del canal de La Vanguardia

No te pierdas la Astrología y el decimotercer signo del zodíaco.

error: Content is protected !!